Recientemente hemos llevado a cabo un taller de ilustración. Para esta ocasión hemos fabricado unos libritos de una manera muy sencilla. Vamos a necesitar: cartón, papel tamaño A4, una cuchilla, una grapadora y velcro autoadhesivo.

Primero cortamos las planchas de cartón (blanco, de unos 2 mm. de grosor) a la medida adecuada. Los nuestros eran de 220 mm. x 370 mm. Así les podemos hacer una solapa. Marcamos los pliegues con el reverso de la cuchilla según la imagen de abajo:

Doblamos los pliegues, grapamos las hojas y terminamos poniendo el velcro en la solapa. Os dejo un vídeo en el que se ven todos los pasos.

Anuncios